jueves, 31 de mayo de 2012

Hacia donde vamos sin remedio



La gente que sigue con cierta asiduidad este blog (y supongo que alguno habrá, digo yo) debe saber, y si no se lo recuerdo, que pocas veces, por no decir ninguna, me he referido aquí mesiánicamente (contraviniendo las máximas de críticos e iluminados, que no son lo mismo aunque lo parezca) a la deriva de los gustos del vulgo, populacho o simples mortales, también llamados de vez en cuando "espectadores". Esto no es así no porque "mi verdad" sea tan incontrovertible ni falsamente diferencial, didácticamente hablando, sino simplemente porque como da igual, no me concibo a mí mismo (de)clamando en un desierto que sólo es habitado de vez en cuando y por pura libertad. Ahora bien, dicho esto, me apena (por utilizar un vocablo de medianía suficiente) sólo un poquito escuchar (leer más bien) a meros asalariados y cariacontecidos hablar (declamar, sí) sobre una obra de arte en función de si es aburrida o divertida... Aburrida o divertida... Y me pregunto si la Capilla Sixtina, las ruinas de Stonehenge, Las Meninas o un disco de Jan Garbarek son aburridos o divertidos, o si da igual, o si un iluminado se atrevería a hablar de dichas obras de arte en los mismos términos que se refiere a una película ¿o es que el cine ya no es un arte, sino sólo un entretenimiento? Si lo único que busca uno es entretenerse es mejor que vaya a Port Aventura, de pinchos con los colegas, a jugar al parchís o, sí, a ver la última de Spielberg. Si por el contrario uno tiene algún tipo de inquietud por progresar intelectualmente, pensar una obra por sí mismo o evitar un anquilosamiento intelectual que cada vez parece atenazarnos más como miembros de una supuesta civilización avanzada, entonces es posible que ustedes, igual que yo, queden noqueados ante una obra maestra única en su especie, una película que no merece la pena ser explicada ni narrada después de sus fascinantes 150 minutos ¿Por qué? Por el mismo oxímoron por el que aún hay percebes de dos patas que lo meten todo en el mismo saco. Por eso.
Saludos de una persona que es mejor persona después de haber visto THE TURIN HORSE.

25 comentarios:

Ricardo Pérez dijo...

Simplemente una de las mayores obras de arte de la historia del cine. Tiempo al tiempo.

dvd dijo...

I agreed...

David dijo...

De esta no digo nada, que no la he visto. Estoy en parte (sólo en parte) de acuerdo con lo que apuntas.
Lo que me ha hecho gracia es descubrir que este blog lo empezaste con un amigo (qué fue de él).
La vio un amigo... (y también la ha visto otro amigo virtual que tú conoces; que venga él y te comente).
Yo no tengo ganas... y podría extenderme, pero tampoco tengo ganas.
Un saludo.

Mr. Lombreeze dijo...

El Louvre es aburrido. El Museo d´Orsay es divertido. Reus es aburrida. Sevilla es divertida. Haydn es aburrido. Beethoven es divertido. Van Morrison es aburrido. RATM son divertidos. Jeremy Irons es aburrido. Cary Grant es divertido. El Chelsea es aburrido. El Barsa es divertido. Padre S. es aburrido. Mr. M.es divertido. Moby Dick es aburrida. El Guardián entre el centeno es divertida. Malevich es aburrido. Kandinsky es divertido. Góngora es aburrido. Quevedo es divertido. Los primeros 60 minutos de The Turin Horse son aburridos. El resto del metraje.., nunca lo sabré. Ojo, porque hay muchos artistas que en su día fueron incomprendidos pero que 50 años después, siguen siendo incomprendidos porque no hay nada que comprender.

Mr. Lombreeze dijo...

Como dijo Hitchcock "El drama es una vida de la que se han eliminado los momentos aburridos". Todos esos momentos los ha compilado Béla Tarr para The Turin Horse. Lo que no tengo claro es qué caballo es más aburrido, si el de Spielberg o el de Tarr, aunque me reconforta saber que Tarr es humano y como tal no ha dudado en apuntarse en este 2012 al cine apocalíptico. Les dejo con el "4 33" de John Cage, una composición musical que cumple ahora 60 años y que es la banda sonora que debería haber sonado en The Turin Horse si Béla Tarr fuese un tío moderno, pero de verdad. No puedo progresar intelectualmente con propuestas que ya me hicieron hace 50 años (Killer of Sheep, p.e., tiene más de 30). Esto que viene ahora es otra obra maestra, ¿verdad?: http://www.youtube.com/ watch?v=hUJagb7hL0E

David dijo...

Ya ha venido.

Mr. Lombreeze dijo...

El Louvre aburría a los impresionistas. A mí lo que me pareció fue caro.

Mr. Lombreeze dijo...

Dvd, cuando le llevo la contraria sus fans me tratan como si yo fuera un troll. Me atacan con el desprecio de Su ironía. bravo!

dvd dijo...

No, no lo creo; a usted le quieren mucho... un poco menos que a su hermano, claro, pero no se me queje, para una vez que hemos pasado la decena de comentarios...
Soy muy malo para responderle a todo el mundo, pero haré lo que pueda.
Sí, el blog lo empecé no con uno sino con dos amigos; simplemente ellos decidieron no seguir, no pasa nada.
La lista que da Lombreeze es muy aproximada a la verdad, pero sigue sin arreglar el dilema sobre la calidad. El 4'33'' es silencio, así que es como "músicos en huelga", o algo así; creo que Cage tiene cosas mejores, y no estoy siendo sarcástico... el video no lo veo, no sé qué es...
Yo hubiese puesto a Alberti y a Ozu a combatir en barro; a lo mejor eso hubiese saciado algunas ansias de divertimento...
Tampoco sé qué es "manía de impresión", pero ya digo que soy muy zoquete...
Ah, y la torre Pelli es un atentado al buen gusto y a la urbanidad...

Padre Schmidt dijo...

Pues a mí la película me ha gustado. Seis días tardó Dios en hacer el mundo; y seis días tarda Béla Tarr en deshacerlo.
Tienes razón al decir que la película te hace mejor persona. Lo mismo que a mí cunado voy a misa, pero en otro plan.

Un abrazo en Cristo.

dvd dijo...

Nooooooooooooooooooooooooooooooo!!!!!!!!!!!...

Mr. Lombreeze dijo...

Jajajaja

Mr. Lombreeze dijo...

ES aburrida.

Mr. Lombreeze dijo...

Se nos ha hecho seguidores y todo, Jajajaja. Al final me va a caer bien.

dvd dijo...

No, no nos puede caer bien porque es beato, y nosotros unos ateos que no nos lavamos y decimos improperios. Puede que si sólo fuésemos agnósticos nos diese la extremaunción cuando cayésemos víctimas de una de nuestras numerosas enfermedades venéreas, pero los ateos no sólo arderemos en el infierno, sino que tendremos que seguir pagando nuestras hipotecas en el profundo Erebo... (Luis de Windows dixit)...

Mr. Lombreeze dijo...

Éste k va a ser un beato, es un troll. Fans de dvd metanse con él y no conmigo!. Él si es aburrido.

Mr. Lombreeze dijo...

El agnosticismo es de cobardes.

dvd dijo...

Amén a lo último, hermano. Y: Troll=Beato... Hala. Y: ¡Me cago en la leche! ¡20 comentarios!... No está mal incluso para Béla Tarr...

Mr. Lombreeze dijo...

21.- puedo confirmar que "Proyecto x" es menos aburrida que The turin horse.

Padre Schmidt dijo...

Apreciados contertulios:

Dejando a un lado las ocasionales confusiones mentales en mis mensaje, quizás debidas al seroquel prolong, debo decirles que sí soy creyente, y muy creyente. No de misa diaria, pero casi. Para mí, Jesús es la luz y la vida. Qué le voy a hacer, si yo nací en el confesionario.

Debo decirles que en mi opinión, aunque no valga nada, los buenos ateos se van al cielo y si son cinéfilos se llevarán un abono gratuito para sesiones eternas. Como dijo una vez Garci.

Saludos en Cristo.

dvd dijo...

¿Qué coño es Proyecto X?...

Mr. Lombreeze dijo...

Es la enésima teenyaki movie sobre un tipo que quiere conseguir la popularidad en su instituto y monta una fiesta en su casa que se le va de las manos. Es menos mala de lo que parece, pero menos buena de lo que dicen. Sale un caballo.

dvd dijo...

Mola... Y: ¡25 comentarios y no he hablado mal de la peli!... A Wenger le costó más tiempo hacerse con el Arsenal...

Mr. Lombreeze dijo...

Yo estoy dispuesto a ver terminar The Turin Horse para seguir opinando y hacer de ésta la entrada más comentada de toda la p**a historia de la bloggosfera.

dvd dijo...

En realidad no os habéis percatado de que los protagonistas son los gitanos, pero como la cámara estaba lejos no se les oye su brillante parlamento...

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!