viernes, 24 de septiembre de 2010

Oficio y cojones



Hoy les quería hablar de una de esas pelis que a mí me apetece mucho hablar; porque me resulta fácil, placentero y porque supone un pequeño cara a cara con el otro lado del cine, el que sin perder su vocación comercial es capaz de facturar un entretenimiento de calidad de recio sabor clásico. Normalmente, este tipo de películas suele quedarse en un mediano ostracismo y acaba por convertirse en carne de estantería dvdstoriana o plastificada y regalada con el periódico de turno; porque así es como descubrí recientemente CONFIDENCE. Y resulta que, sin esperar nada del otro mundo, CONFIDENCE es una magnífica película de cine negro al más puro estilo "timadores", donde nada es lo que parece y cada paso dado puede ser el último, literalmente. James Foley, que nunca ha pasado de director correcto, aunque tampoco se le conocen grandes resbalones, dirige con pulso firme un film al que no es fácil no hacer caer en la mediocridad de la trampa de guión, a lo que contribuye el guión de Doug Jung, tan elástico como coherente. Pero si hay que destacar un aspecto es el gran acierto de casting, donde encontramos unas muy buenas interpretaciones de Rachel Weisz, Andy Garcia, Paul Giamatti y con un tour de force que sería memorable si este título no hubiese quedado tan olvidado: los chisporroteantes encuentros entre el escurridizo personaje interpretado por Edward Burns y el enigmático, mortífero e insólito gangster (éste no va con chaqueta, sino camisa floreada) al que da vida un estupendo Dustin Hoffman.
CONFIDENCE es un vertiginoso tobogán de engaños, apariencias, ambiciones y persecuciones al más puro estilo de aquel cine que tan bien les salía a Frankenheimer, Fuller o Lumet; una delicia que les invito a rescatar si no la vieron en su momento si no tienen otro plan mejor para el fin de semana, que ya se barrunta grisáceo por doquier.
Saludos en voz baja.

3 comentarios:

Cinemagnific dijo...

Pues esta no la he visto...

dvd dijo...

No es que sea una maravilla, pero es un entretenimiento solvente y bien interpretado...

Mr. Lombreeze dijo...

Yo sí, está muy bien, me uno a la recomendación.
Dustin Hoffman está genial.

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!