sábado, 16 de abril de 2016

Los papeles de Panamá



Me viene que ni al pelo. La moda de los sinvergüenzas (que lo son porque carecen de la misma) consiste en salir a la tribuna, muy dignos ellos, y poner cara de supositorio mientras repiten el mantra "yonosená", o el más convincente "nadená". Mientras sigo preguntándome cómo la población no ha iniciado ya un movimiento de desobediencia civil en lugar de poner morritos en Facebook, lo que se nos pide es que creamos en lo increíble y que aceptemos el clasismo como parte de una religión incuestionable. Porque como dijo Bukowski, ese "mal" escritor: "El esclavismo no ha desaparecido, sólo ha ido ampliandose para que quepamos todos"...
Particularmente, desde hace un tiempo mantengo que M. Night Shyamalan está acabado como gran mago del suspense y el terror inteligente; le han descubierto el truco, y detrás de las cortinas púrpura estaba todo vacío, un inmenso artificio que siempre ha funcionado por su inmanente e inalterable convicción y habilidad para el giro argumental. Shyamalan era como ese driblador demoníaco al que los defensas han terminado por adivinarle el gambeteo; y periódicamente subía al púlpito defendiendo sus razones para seguir haciendo el cine que hace, pero le descubrieron un par de sociedades secretas cuando el cine de horror se ha fragmentado para ofrecer nuevas sensaciones que el director de EL SEXTO SENTIDO ha olvidado, puede que por culpa de tenerse que ser fiel a sí mismo, sea eso lo que sea. Y, sí, ya sé que voy a hablar muy poquito de THE VISIT, que al fin y al cabo era la peli que venía aquí, pero créanme que es mejor no desvelar nada, excepto su premisa: dos hermanos adolescentes se van una temporada con sus abuelos, porque su madre se va de vacaciones en un crucero. Nunca les han visto antes (porque los americanos son así de descastados), pero su estancia va a ser cualquier cosa menos normal.
... ¿Les he pedido que me crean?...
Saludos.

4 comentarios:

TRoyaNa dijo...

Indéfilo,
me gustó "La visita" y aunque no sea equiparable a "El Sexto Sentido" la verdad es que me parece nos hace pasar un buen rato con un final tremendo al que se va llegando con suspense in crecendo.
Un saludo

dvd dijo...

Bueno, pasa siempre con estas cosas. Si la hubiese hecho un debutante sería muy buena, pero Shyamalan lleva veinte años ensayando triples saltos mortales con tirabuzón, y eso desgasta a cualquiera. No es, ni de lejos, su mejor película, pero tampoco la peor; tiene momentos espeluznantes, como los "episodios nocturnos", pero lo de la cámara en mano, lo digo siempre, resta verosimilitud, cuando la intención es la contraria. Y no quisiera desvelar más, porque la gracia de la peli es no saber nada a priori.
Un saludo, y gracias por comentar...

Mister Lombreeze dijo...

Lo mejor: su vena cómica.

dvd dijo...

Sí, hay escenas en las que no sabes si tiene que darte miedo o risa, y no estoy seguro de que eso sea necesariamente bueno, claro...

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

7 al azar


¡Cuidao con mis primos!