martes, 20 de noviembre de 2012

La soledad del asesino 2



Demasiado bueno para matar gente. A lo mejor es esta premisa la que no deja despegar THE AMERICAN, la segunda incursión en la dirección de Anton Corbijn tras el biopic dedicado a Ian Curtis. Y lo digo porque lo que comienza como el enésimo retrato del aniquilador gélido, eficaz y solitario, termina como un cruce imposible entre el reverso tenebroso de James Bond y un anuncio de Nespresso... Hay muy poca consistencia en un film que fía casi todas sus bazas al magnetismo de su personaje principal, sin que éste obtenga una base sólida por la que mover sus casi siempre ignotas motivaciones. No es que me importe mucho qué mueve a un asesino a sueldo a hacer lo que hace, pero sí creo que el espectador merece una justificación válida sobre ciertos resortes principalmente estéticos, que le restan credibilidad a una trama ya de por sí en el alambre. Por ejemplo, no me cuadra que un tipo que se va a un recóndito pueblecito de Italia a preparar su último trabajo, consistente en la fabricación de un arma a medida, tenga más vida social que un residente del mismo, porque no es una manera adecuada de pasar desapercibido. El "americano" traba amistad con el cura local (que como todos los curas de pueblo habla inglés y es culturalmente abierto) y, de vez en cuando, encuentra tiempo para ligar con una señorita que parece salida de la portada de Vogue (que también es el tipo de señorita que abunda en un pueblo pequeño). De acuerdo, es George Clooney, y yo no le veo el aura que sí le ve el sexo opuesto; pero insisto en que para que nos creamos todo esto el director debe poner algo de su parte, y Corbijn parece tan obnubilado por este "asesino que no mata", que THE AMERICAN deja su propio espíritu aparcado durante tanto tiempo, que uno ya no sabe qué película está viendo exactamente; pero no por un extrañamiento deliberado, sino por una suavización de las formas que deviene caramelización genuina del drama romántico. La conclusión es que Corbijn ha visto muchas películas de este tipo; hacer una, sin copiar nada, es harina de otro costal.
Saludos angloparlantes.


4 comentarios:

Cinemagnific dijo...

Sí que es una copia de muchos otros filmes de asesino frío, pero a mi no me desagradó nada esta peli; me gustó bastante incluso. Yo la veo más como un homenaje actual a "El silencio de un hombre" y todas estas pelis.

dvd dijo...

Bueno, bueno... no me toque usted los mitos...

Mr. Lombreeze dijo...

Jajajaja, es que recuerdo que mi mujer dijo algo así como "qué cura más moderno...".
A mí la peli me atrapó estéticamente y supongo qu eso me despistó y no presté mucha atención a su coherencia argumental o verosimilitud de personajes, creo que la cinematografía es excelente. Me gustó mucho también por todas esas gotitas de expiaciones y redenciones de almas atormentadas. Pero vaya, que la asesina que mola en esta peli es Thekla Reuten.

dvd dijo...

Sí que mola, sí...

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!