martes, 18 de febrero de 2014

Robert Siodmak: Tiempo y esfuerzo #20



El Siodmak de NACHTS, WENN DER TEUFEL KAM (EL DIABLO ATACA DE NOCHE) es un Siodmak insólito, de alcance máximo y casi adelantando de manera magistral la fusión de géneros y motivos muchos años antes de que esto fuese el novamás de modernuquis e ilustrados. Ojo, porque la cosa tiene miga: Bruno, un tipo bastante mastuerzo y de fuerza incontrolable, vaga trapicheando por el Hamburgo devastado de 1944; de escasa mollera, y con una mezcla de deseo y codicia cuasiinfantiles, comete varios asesinatos de los que después incluso llega a jactarse, amparado en su supuesta deficiencia mental, aunque nadie llega a creerle realmente. Por otra parte, un oficial retirado encabeza la investigación de dichos crímenes, no ya para atrapar al culpable (hecho que casi no ofrece discusión), sino porque la vida de un inocente, falsamente acusado, depende de ello. Y ahora viene lo bueno. Parece una trama negra clásica, pero no lo es, no lo puede ser por el momento y el lugar; y por los personajes. NACHTS... nos pone en situación frente a una paradoja tan fascinante como de difícil resolución moral: Si la Gestapo y las SS han de atrapar a un asesino en serie ¿debemos aplaudir si lo cogen? ¿Quién es el malo aquí? Sobre todo porque el investigador se encuentra con un escollo insalvable cuando se da cuenta de que es imposible cualquier tipo de discurso acerca de la justicia en un estado fascista, un estado asesino en sí mismo. Así, Siodmak filma un terrorífico tratado sobre el mal, sus grados y epónimos referenciales, una película inteligentísima, afilada y que, insisto, traza un arco temporal inmenso entre su intrincado discurso y el de, por ejemplo, el post-discurso de ZODIAC, que bebe de aquí rabiosamente. No deben, por tanto, perdérsela.
Saludos.

4 comentarios:

Rosa Ortega dijo...

El asesino es un pretexto para Siodmak que lo que quiere mostrar es a esos que ven la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio de una forma inteligentísima, desde luego.

Sigo a Siodmak aunque no comente, alguna no la he encontrado. Creo que te lo dije, un descubrimiento para mí. Saludos.

Mister Lombreeze dijo...

Pues no, porque es una película cojonuda que abre un camino mil veces seguido

el último

“¿Tiene sentido una investigación detectivesca en ese contexto, con los 30.000 judíos asesinados en Babi Yar, las atrocidades de la ocupación, la vesania de la guerra?”

De "Cielo de Plomo" (novela)

dvd dijo...

Tiene sentido para mostrar la desidia de los malvados, o el cinismo de los verdugos...

Rosa Ortega dijo...

No, no tiene sentido, pero los servicios detectivescos van en el sueldo que pagan los regímenes. Es así en toda la Historia de la Humanidad. A no ser que te lo montes como Siodmak, por libre y sin plomo celestial.
Y que el Mr. te siga cubriendo... Alarico.

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!