sábado, 11 de junio de 2011

Alumnos y maestros #6



Penúltimo capítulo del serial, y seguro que muy del gusto de muchos indéfilos, o así lo hacen notar frecuentemente... no se escondan ahora; además, no sé si significativo o no, es el segundo film de Eastwood que aparece por aquí. Cierto es que tito Clint ha abundado en el tema de la transmisión de conocimientos a lo largo y ancho de su vasta filmografía, aunque nunca tan "contundentemente" como lo hizo en HEARTBREAK RIDGE, desafortunadamente rebautizada aquí como "El sargento de hierro". En otras manos, estamos seguros de que el sargento Highway no habría pasado de una mera anécdota; ni la trama ni los secundarios acompañaban mucho en este extraño elogio del cuerpo de Marines, trufado de palabrotas, músculos, empujones y mucha mala hostia. Sin embargo, Eastwood hace suyo el personaje y construye un icono, un coloso alcohólico y desafiante que abre el film con la que es quizá su mejor escena, en una reducida cárcel, y sigue con el encargo, ya considerablemente devaluado por sus constantes escándalos, de coger a un grupo de holgazanes desharrapados y convertirlos en verdaderos luchadores del cuerpo de élite. Así a vuelapluma, la verdad es que la película ha perdido gran parte del encanto que tuvo en su momento, y la mayoría de sus "golpes de efecto" apenas nos conmueven; además, el final, con esa improbable y cogida por los pelos liberación de rehenes en la por entonces conflictiva isla de Granada (puede que una imposición de la Warner), resulta raquítica comparada con las maravillosas imágenes rodadas en su fundamental díptico sobre Iwo-Jima. Título menor, sin duda, con mucha más mitología alrededor de la que merece; una de esas películas que jamás debes ver con tu esposa (peor aún si es novia) o un amigo gay... ustedes me entienden... yo me entiendo...
Y mañana, la conclusión. No se la pierdan.
Saludos más firmes que la picha de un marine... ejem...

3 comentarios:

Kinski dijo...

Eastwood marcó a generaciones con sus frasecitas. Muchos de esos renegaron de él llamandole facha, ahora le llaman genio porque está de moda.

Möbius el Crononauta dijo...

El guión de esta peli es despollante y es una gran película, digan lo que digan los elvis costellos de este mundo.

dvd dijo...

Hombreeee!!... No me compare ahora a mí con Elvis Costello, que lo único bueno que tiene es la mujer... y lo dejo ahí... No me parece para nada de lo mejor de Eastwood; en otra filmografía sería una joya, sin duda, pero poner esto al lado de MILLION DOLLAR BABY, MYSTIC RIVER o SIN PERDÓN es demasiado. Incluso otras menos conocidas le ganan por goleada, y pienso ahora mismo en UN MUNDO PERFECTO, MEDIANOCHE EN EL JARDÍN DEL BIEN Y DEL MAL y las de Iwo-Jima, por supuesto. Ahora, que ésta tiene momentos hilarantes y muy bien rodados, claro. Y lo de fascista y tal y Pascual, es la misma gilipollez de siempre, la que acusaba a John Ford de racista y encumbraba a un tipo como Elia Kazan... En fin...

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!