miércoles, 9 de febrero de 2011

Érase una vez el sarcasmo



Y José Luis Cuerda lo volvió a hacer... O lo intentó, al menos; porque, pese a su innegable calidad e intención, lo cierto es que ASÍ EN EL CIELO COMO EN LA TIERRA, a base de repetir la fórmula, cae en la desgana y en lo ya visto. De todas formas, aun por su propia e insólita concepción, se trata de un film más que digno, con momentos descacharrantes, otros verdaderamente corrosivos y, como no podía ser de otra forma, un reparto de los que sabemos que no se podrán igualar jamás.
Digamos que el Cielo, según Cuerda, es un pueblecito del interior hispano, calcado al de AMANECE, QUE NO ES POCO y con sus jerarquías perfectamente delimitadas. Así, San Pedro es un Guardia Civil con los rasgos de Paco Rabal; Jesucristo es Jesús Bonilla, un inútil sin espíritu; el Arcángel San Gabriel, que busca infructuosamente a una señora que se deje preñar por dios para que éste pueda enviar a otro hijo a la Tierra y arreglar de una vez a "esos malditos humanos"; Manuel Aleixandre es un desencantado San José... Y así hasta llegar al gran Fernando Fernán Gómez, un dios intelectual y pacifista que envía de buena fe a una legión de ángeles para pregonar una era de paz y amor, los cuales vuelven bravamente machucados y con los cálices de la Verdad sustraidos; un dios que, para colmo, lee con pasión a Nietzsche y considera vagamente la posibilidad de hacerse ateo...
Un disparate, una genialidad, una astracanada, una película que pone en solfa muchos de los símbolos considerados intocables y los coloca justo a ras de suelo, donde las virtudes y los vicios se ven más claramente. ASÍ EN EL CIELO COMO EN LA TIERRA sólo falla en la continua sensación de ya visto, y con razón, hay que decirlo; pero su originalidad y solvencia la mantienen en forma 15 años después; merece la pena echarle un vistazo aunque sólo fuera por ver a Luis Ciges cagándose en los muertos de los moradores del cielo después de morirse en una borrachera. Genial.
Saludos celestiales.

2 comentarios:

RFP dijo...

Siempre me aburrió un poco, posiblemente por la repetición que comentas, a pesar de lo salido de madre, cosa que a mi en general me puede.
Pero hay que reconocer que tiene momentos "divinos"

Cinemagnific dijo...

Para mi Cuerda es un poco sobrevalorado... No es tampoco de mis directores preferidos, aunque adoro muchas de sus pelis y por supuesto Amanece que no es poco. A esta le vi momentos muy buenos, pero otros... Me aburrieron. Muy descafeinada.

... ¿Y todo esto lo ha hecho usted solo?...
No, necesité estar rodeado de siete mil millones de personas...

¡Cuidao con mis primos!